miércoles, 25 de mayo de 2011

Soledades compartidas.

En tus brazos hallo mi refugio y se disipan mis dudas, encuentro el consuelo de tus ojos que ahuyentan mis temores y huyen los pájaros amargos y las aves ciegas, en bandadas emigrantes…


y de nuevo te nazco hacia el futuro, rompiendo las cartas y los espejos de las incógnitas nocturnas de mi soledad…

Tal vez, hubo silencios o besos derramados en cielos de mariposas tristes que se posaban en lo alto de mi torre, abejas trémulas, golondrinas fugaces, mojadas por mi llanto sin palabras…pero vuelves en un alba de sueños inéditos y traes de tu mano comprensión…

En el atlántico de tus cabellos y en el perfume meridiano de nuestra intimidad que me da calma ,en este amor de soledades compartidas, de nuestra espera, jamás, nunca colmada…

Y me das tu ternura en el lagar de los besos, alba mía, en un frágil cuenco de canciones sollozadas…

Hoy se han quedado mudas las palabras en los hallazgos de asombro, en los gestos conocidos, desfigurando la noción triste del ayer, en la certidumbre de que aún no es tarde…



…Una suavísima música, discurre por mis venas…de nuevo

No hay comentarios:

Publicar un comentario