miércoles, 25 de mayo de 2011

Amanecer en tí

Cuando abres tus ojos, regalándome el amanecer y la luz de tu alma
me gusta acomodarte en mi pecho, para respirarte, para sentir tu pelo
como una cascada que acaricia mi piel, tu aliento tenue ,como el alba del verano...
Despertar a la vida a tu lado, es una resurrección, una entrada al paraíso
donde nada importa, porque tengo todo los deseos entre mis brazos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario